Cuídate con los productos de nuestra marca propia

WHAT'S ON?


16/10/2015

REPARANDO EL ADN

Hemos entramos en el otoño, pero aún nos quedan algunas semanas de sol, quizá no de playa, pero si de terrazas y pantalones cortos. Y aunque las temperaturas hayan bajado considerablemente, los rayos  UVI siguen suponiendo un riesgo para las pieles mas sensibles. Desde un punto de vista médico, y farmacéutico,  lo mas aconsejable es seguir usando protectores solares con FPS 30, 50 ó 50+, para evitar el riesgo de sufrir quemaduras solares  

 

¿Sabías que el mayor riesgo que una excesiva exposición solar es la alteración del DNA? ¿Y sabías que los cosméticos LP10 están diseñados para reparar este daño? Punto que aclara María Jesús Lucero, profesora titular de Dermofarmacia de la Universidad de Sevilla: “Cuando el ADN sufre una alteración existen otras sustancias fisiológicas capaces de repararlo, de manera que nuestro organismo nos protege de las alteraciones que con el tiempo se producen en él. Ahora bien, la capacidad natural de reparación del ADN va disminuyendo con la edad”

 

Los principales responsables de la modificación del DNA son los radicales libres. Estas especies son altamente reactivas y, una vez que se producen en el organismo, desencadenan reacciones de propagación que dan lugar al daño celular.. El daño ocasiona la oxidación de las proteínas, de los lípidos y del propio DNA. Una fuente importante de radicales libres es la radiación ultravioleta que al incidir sobre la piel, que nunca está protegida al 100%, genera los radicales libres y provoca la alteración en la moléculas que antes os he mencionado.

 

Los protectores solares LP10 no sólo están diseñados para evitar este daño, sino que además son capaces de restaurar las estructuras afectadas. 



Compartir: Facebook Twitter Google+


NEWSLETTER

¿Quieres recibir en tu correo todas nuestras novedades y ofertas?



 Acepto la política de privacidad

Síguenos en:

Google + Twitter Facebook Twitter Facebook